Ocho personas acusadas de comprar y entrenar caballos de carreras para lavar ganancias del narcotráfico al poderoso cártel de los Zetas afrontarán juicio a partir del 22 de octubre en Texas.

El juez federal en Austin, Sam Sparks, fijó el miércoles la fecha para el inicio del proceso y señaló que espera que el mismo dure dos semanas.

Según los fiscales, la evidencia incluye 30.000 páginas de registros sobre caballos, así como documentos de subastas y grabaciones de 2.000 llamadas telefónicas.

Entre los acusados figuran José Treviño Morales, hermano de dos presuntos líderes de los Zetas.

El abogado David Finn dijo el miércoles que debía concederse la libertad bajo fianza a Treviño porque — señaló — no se atrevería a huir a México dada la amplia difusión de los cargos que pesan en su contra.

Sin embargo, Sparks ratificó el fallo previo de un magistrado y ordenó que Treviño permanezca en detención federal.