La futura explotación en América Latina y el Caribe de hidrocarburos no convencionales abre "excelentes oportunidades" para países hasta ahora no productores que en el futuro podrán serlo, afirmaron hoy en Uruguay expertos sobre el tema.

Los hidrocarburos no convencionales representan una "desafío gigantesco" para la región debido a su "importancia" en el contexto internacional de los hidrocarburos, aseguró el secretario general de la Organización Latinoamericana de Energía (Olade), Victorio Oxilia Dávalos.

Las afirmaciones fueron realizadas durante la inauguración del II Seminario Latinoamericano y del Caribe de petróleo y gas: retos y perspectivas del desarrollo de hidrocarburos no convencionales, que se celebra desde hoy y hasta mañana en Montevideo.

Los hidrocarburos no convencionales son petróleo y gas natural que debido a su localización, tipo de yacimiento y características físicas "no pueden ser explotados con las tecnologías de extracción tradicionales" y "se necesitan procesos especiales para su explotación", explicaron a Efe fuentes de la Olade, cuya sede se encuentra en Quito.

Durante el encuentro se analizan los "desafío, retos y perspectivas" sobre el tema de los hidrocarburos no convencionales que enfrentan "tanto los Gobiernos como las empresas", destacó Oxilia Dávalos.

Tras señalar que América Latina y el Caribe es la segunda región del mundo en cuanto a las reservas mundiales y probadas de petróleo con el 23 %, el secretario general de la Olade dijo que los hidrocarburos no convencionales "pueden cambiar" la producción y países como Paraguay y Uruguay, entre otros, "que nunca fueron productores, pueden llegar a serlo de futuro".

Hay por delante "mucho por pensar y hacer" en el tema de los hidrocarburos no convencionales especialmente en "producción, transporte, procesamiento y explotación", agregó.

Para el ministro de Industria, Energía y Minería de Uruguay, Roberto Kreimerman, el nuevo "subsector" va a "revolucionar de futuro" el mercado mundial de los hidrocarburos.

En la actualidad, añadió Kreimerman, la matriz energética del mundo tiene una "dependencia del 84 % de los combustibles fósiles" y mientras se buscan energías alternativas y renovables "tenemos que mejorar" el uso de los hidrocarburos.

Por ello, los hidrocarburos no convencionales "serán una solución para el futuro de la humanidad" mientras "cambiamos esa matriz", y en un futuro "dependeremos de ellos", afirmó.

Además, su explotación "genera mucha expectación" en países que "no tienen o aún no explotan" reservorios de petróleo convencional, agregó el ministro uruguayo.

Uruguay importa la totalidad del petróleo que consume, fundamentalmente desde Venezuela, y en los últimos años ha impulsado estudios y prospecciones en la búsqueda de hidrocarburos tanto en su territorio como en sus costas.

El encuentro que se celebra en Montevideo es una "excelente oportunidad" para "avanzar" en el intercambio de conocimientos y experiencias sobre las "posibilidades y desafíos" que enfrenta la región en el tema de los hidrocarburos no convencionales, destacó el ministro.

La tecnología necesaria, los problemas de ingeniería para su explotación "que son bastantes y diversos" y los cuidados del medio ambiente, entre otros, son algunos de los temas que los países de la región "debemos analizar en conjunto", agregó.

En el seminario participan delegaciones de 17 de los países miembros de la Olade y entre los temas que analizan expertos y técnicos figuran: panorama energético y perspectivas de los hidrocarburos no convencionales; planes exploratorios; oportunidades y alternativas comerciales.