Al menos dos soldados murieron y uno resultó herido en combates el martes con una formación de las FARC en una zona del sur del país, donde la semana pasada los rebeldes dinamitaron un puente que dejó incomunicada a una localidad, informó el ejército.

Los combates se desarrollaron en una zona rural del municipio de Puerto Rico, en el departamento de Caquetá, a unos 290 kilómetros al suroeste de la capital colombiana.

Los combates son "al parecer (porque) hay oposición a que se instale el nueve puente", dijo en diálogo telefónico la secretaria de gobierno de Puerto Rico, Sandra Patricia Troches.

El viernes, insurgentes dinamitaron el puente de 62 metros que permite la salida desde la población de San Vicente del Caguán, en Caquetá, hacia Puerto Rico.

Por esa vía transitan diariamente todos los vehículos que utilizan más de cinco multinacionales petroleras, y el puente dinamitado es la única forma que tienen unos 110.000 habitantes de ambos municipios para trasladar sus productos, según ha dicho el secretario de gobierno de Caquetá, Luis Eduardo Campo.

Por pedido de la gobernación al ejército, ya están en la zona las partes de un puente metálico que será instalado por al menos 35 miembros de la ingeniería militar y así permitir el paso provisional en la zona. Se espera que el puente este instalado en ocho días.

El gobierno del presidente Juan Manuel Santos afirmó que recientes acciones de los rebeldes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) en el sur y suroeste del país son una muestra de su "desesperación" ante el acoso de la fuerza pública, mientras rechaza que haya un deterioro en indicadores de seguridad por el accionar guerrillero.

Sin embargo, datos del propio Ministerio de Defensa dan cuenta de un aumento de los ataques insurgentes contra la infraestructura petrolera, por ejemplo, que subieron de 19 a 67 ataques de enero a junio del año pasado comparado con el mismo período del 2012. Por su parte, grupos no gubernamentales de análisis del conflicto armado interno, como el Centro Seguridad y Democracia, aseguran que entre el 2008 y el 2011 el número de municipios que registraron acciones violentas de la guerrilla subió de 124 a 155 en todo el país. Colombia tiene 1.102 municipios.