Con el pelo teñido de naranja y aspecto cansado, el hombre acusado de perpetrar una matanza contra los espectadores del estreno de medianoche de una película de Batman compareció el lunes ante el juez por primera vez desde su detección.

El sospechoso compareció luego que las autoridades revelaron que se niega a cooperar y que podrían pasar meses para saber las causas de ese espantoso ataque

James Holmes, de 24 años, esposado y sin afeitar, permaneció sentado con un uniforme marrón mientras el juez le informaba del caso. Holmes se sentó inmóvil, con aspecto cansado.

En determinado momento cerró los ojos mientras hablaba el juez. La fiscalía dijo posteriormente que desconocía si Holmes había tomado medicamentos. Según las autoridades se encuentra detenido y aislado en la cárcel por razones de seguridad.

Holmes no habló durante la audiencia. Sus abogados, defensores públicos, respondieron las preguntas del juez de si entendía sus derechos. Una mujer se puso a llorar durante la comparecencia.

La Policía dijo que Holmes, protegido por chaleco antibalas, disparó un fusil, una escopeta y varias pistolas en la proyección de medianoche del estreno "The Dark Knight Rises", matando a 12 personas e hiriendo a 58.

Holmes llegó procedente de la cárcel del condado de Arapahoe, donde estaba confinado en una celda solitaria. Entró acompañado por sus abogados y otras personas.

Se sentó en el foso del jurado, junto a uno de sus abogados. Algunas personas lo miraron fijamente durante toda la audiencia, entre ellos Tom Teves, padre de Alex Teves, muerto en la matanza. Dos mujeres se estrechaban las manos, mientras una de ellas no cesaba de menear la cabeza.

El jefe de la Policía de Aurora, Daniel Oates, ha indicado que el también ex estudiante de doctorado ha "guardado silencio legal" desde que fue detenido en los primeros minutos del viernes poco después del ataque a tiros en un cine de la ciudad de Aurora que dejó al menos 12 muertos y 58 heridos, algunos de gravedad.

"No nos habla", dijo Oates.

Holmes está detenido sin derecho a fianza en una prisión de la ciudad de Centennial, en Colorado, a unos 21 kilómetros (13 millas) del cine de Aurora. Enfrenta cargos como homicidio premeditado, ataque agravado y violación a la ley de armas.

El domingo, las autoridades del recinto médico Anschutz de la Universidad de Colorado averiguaron si Holmes había utilizado su posición en un programa educativo para conseguir materiales peligrosos, pero los funcionarios escolares se limitaron a decir que el sospechoso era un estudiante muy dedicado.

La Policía ha dicho que Holmes comenzó a comprar armas en tiendas de la zona de Denver hace casi dos meses.

La Universidad de Colorado dijo que coopera con la Policía, pero esa declaración es una de las pocas que ha hecho sobre el caso. La universidad dijo que Holmes no explicó los motivos para retirarse en junio de un programa de doctorado.

___

Los periodistas de The Associated Press Kristen Wyatt y Thomas Peipert en Aurora; Dan Elliott, Gillian Flaccus y Colleen Slevin en Denver; y Alicia A. Caldwell, Eileen Sullivan y Julie Pace en Washington colaboraron para este despacho.