Tres jugadores del que fue bautizado como "Dream Team" del baloncesto, los estadounidenses Clyde Drexler, David Robinson y Chris Mullin, han regresado hoy a la pista del Palau Olímpic de Badalona, donde veinte años atrás alzaron el oro en los Juegos de Barcelona 92.

Cerca de dos centenares de niños del equipo DKV Juventut, junto al alcalde de la ciudad, Xavier García Albiol, han homenajeado a los exjugadores, que han explicado sus sensaciones al volver a pisar el parqué donde aquel equipo de ensueño escribió su leyenda en la historia del deporte y en la memoria de varias generaciones.

"Lo recordaba lleno a rebosar, por eso me ha impresionado verlo totalmente vacío. Con toda la gente en la grada me parecía más grande en aquel entonces, había un gran ambiente de baloncesto. Aquella medalla de oro fue un gran recuerdo para Estados Unidos. Fue un honor formar parte de aquel equipo, quizás el mejor que haya existido", ha reconocido Clyde Drexler.

También Robinson ha confesado el "recuerdo muy fuerte" que aún tiene de aquella medalla de oro, mientras Mullin ha expresado que volver a Barcelona le "trae grandes recuerdos de baloncesto".

Tras recibir un obsequio de manos del alcalde y fotografiarse con unas réplicas exactas de la camiseta que vistieron en 1992, los tres veteranos exjugadores han opinado sobre las opciones de Estados Unidos para lograr repetir oro en Londres, así como del que han considerado el rival más peligroso, la selección española.

"Pienso que cualquiera puede ganar, está abierto. España logró la medalla de plata. No sé qué pasará, pero España es un equipo tremendo", ha opinado Drexler. "¡En el 92 eran buenos -ha reconocido-, pero ahora son realmente muy buenos!".

Así, Drexler ha destacado el salto de una España que ha conquistado la NBA, con el desembarco de "los hermanos Gasol, Rudy Fernández o Ricky Rubio, realmente muy buenos jugadores, muy talentosos", unos elogios que también ha compartido Robinson. "Su llegada ha ido muy bien a nuestra Liga", ha dicho.

"Son el mejor rival, el más peligroso", ha advertido Robinson, quien ha agregado que, tras ver a España y Argentina en los últimos amistosos, Estados Unidos "no se puede relajar, aunque sea el favorito".

En este sentido, aunque su excompañero Mullin ha reconocido que la selección norteamericana actual es la máxima aspirante, liderada por jugadores como Kobe Bryant, LeBron James o Kevin Durant, ha matizado que difícilmente "se puede comparar con aquel Dream Team".