Las bolsas de valores en Asia se recuperaron el jueves, alentadas por un aumento en las construcciones de viviendas en Estados Unidos y fuertes reportes de ganancias corporativas.

Los inversionistas vieron indicios de recuperación económica en el reporte de viviendas, que proveyó un antídoto a una reciente serie de noticias negativas sobre el crecimiento en Europa, China y Estados Unidos. El Departamento de Comercio dijo que el número de viviendas nuevas y apartamentos comenzados en junio alcanzó su nivel más alto desde el 2008.

Asimismo, fuertes reportes de ganancias de corporaciones influyentes como IBM y Ebay dados a conocer tras el cierre de los mercados el miércoles alentó a inversionistas a comprar acciones baratas luego de caídas recientes. Las ganancias de IBM superaron los pronósticos de los analistas, mientras que Ebay dijo que sus ganancias netas en el trimestre crecieron a más del doble, lo que hizo subir sus acciones 6% en transacciones electrónicas.

En Japón, el Nikkei 225 subió 0,9%, hasta 8.807,40 puntos; mientras que el Kospi sudcoreano ganó 1,8%, hasta 1.826,33 puntos. El Hang Seng de Hong Kong estaba arriba 1,7%, en 19.561,96 puntos, y el Índice Compuesto de Shanghai ganaba 1,1%, hasta 2.193,86 puntos. En Australia, el S&P/ASX 200 subía 1,3%, hasta 4.175,50.

Las acciones de Samsung Electronics, el mayor productor mundial de chips de memoria, televisores y celulares, subieron 4%, reflejando ganancias similares en el sector tecnológico en Nueva York.

Las subidas en Asia siguen una tendencia similar en Wall Street, que tuvo una de sus mejores sesiones en julio. El DowJones subió 0,8% y el Nasdaq ganó 1,1%. El Standard & Poor's 500 subió 0,7%.

Además del reporte de viviendas y las ganancias corporativas, los mercados estadounidenses recibieron un impulso de un sondeo de la Reserva Federal que indicó que la actividad económica estadounidense subió ligeramente en junio y julio.

El crudo para entrega en agosto estaba arriba 40 centavos, en 90,27 dólares por barril en transacciones electrónicas de la Bolsa Mercantil de Nueva York. El contrato añadió 65 centavos el miércoles, para cerrar en 89,87 dólares.

En los mercados de divisas, el dólar estaba abajo 0,2%, a 78,61 yenes; y el euro subió 0,1%, hasta 1,229 dólares.