La izquierda mexicana acusó hoy al Partido Revolucionario Institucional (PRI) de usar presuntamente "dinero de procedencia ilícita" para financiar la última campaña electoral y dijo que ese es un motivo suficiente para invalidar la votación.

"Tengo elementos para decir que se utilizó en la campaña de (Enrique) Peña Nieto (candidato presidencial del PRI) dinero de procedencia ilícita (...). Sería muy grave que no se aclare", afirmó el líder de la izquierda, Andrés Manuel López Obrador.

En la rueda de prensa en la que participó López Obrador se presentaron una serie de datos y documentos sobre lo que calificaron como una "triangulación" de empresas y transferencias de fondos que vincula a varias compañías y a una persona física.

El abogado Jaime Cárdenas, del equipo legal de López Obrador, dijo que "presumiblemente" esos fondos transferidos proceden de recursos públicos de gobiernos regionales "o del crimen organizado", sin presentar pruebas al respecto.