El primer ministro británico, David Cameron, llegó hoy por sorpresa a Afganistán para visitar a las tropas del Reino Unido desplegadas en ese país, informaron los medios locales.

Cameron se encuentra en Camp Bastion, en la provincia sureña de Helmand, el campamento en suelo afgano que cuenta con un mayor número de soldados británicos.

Está previsto que el contingente de tropas británicas en Afganistán, cerca de 10.000 efectivos, sea retirado a finales de 2014, si bien el próximo año comenzará el repliegue escalonado, previsiblemente de unos 1.500 militares.

En declaraciones a los periodistas británicos que viajan con él, el "premier" se mostró confiado en que la retirada de los militares del Reino Unido de Afganistán se producirá en el plazo previsto y recordó que a finales de este año se comunicarán las cifras concretas.

El Gobierno británico anunció recientemente un fuerte descenso de las Fuerzas Armadas, de un 20 por ciento o un total de 20.000 soldados en ocho años, dentro del programa de recortes que lleva a cabo desde 2010.