El británico Bradley Wiggins puede contar con el apoyo de su ídolo de la infancia, el cinco veces campeón del Tour de Francia, el español Miguel Indurain.

Wiggins dijo el martes que Indurain — el primer hombre en ganar cinco Tours consecutivos de 1991 a 1995 — le envió una pañoleta como la que usan los aficionados en las plazas de toros en Pamplona, España.

Wiggins, que espera convertirse en el primer ciclista británico que gana el Tour, dijo que la pañoleta era la personal de Indurain y llegó acompañada de un mensaje en video en el que le desea buena suerte.

Wiggins agregó que Indurain sabe que él "era su seguidor de niño y somos muy similares".

En sus buenos tiempos, Indurain dominó el Tour con actuaciones poderosas en pruebas contrarreloj y fue protegido por sus compañeros en las partes de alta montaña.

Wiggins y sus compañeros en Sky han reproducido con éxito esa técnica hasta el momento. Con cinco etapas por disputarse en el Tour, el ex campeón olímpico de pista supera a su compañero de equipo Christopher Froome por 2 minutos y 5 segundos en la general.