La decisión de someterse a un examen exploratorio de cáncer de próstata depende en parte de la expectativa de vida de la persona, según aconseja un grupo de especialistas de cáncer.

Los médicos deben discutir las posibles ventajas y desventajas de los exámenes de sangre del antígeno específico de próstata (PSA) con quienes se supone vivirán más de 10 años, recomendó el lunes la Sociedad Estadounidense de Oncología Clínica.

Esa recomendación contrasta con las pautas difundidas recientemente por la Fuerza de Tareas de Servicios Preventivos, que recomendó no tomar exámenes rutinarios de PSA para todos los varones. Ese panel asesor del gobierno halló pocas evidencias de que dichos exámenes salven vidas y dijo que demasiados pacientes sufren impotencia, incontinencia, ataques cardíacos y ocasionalmente la muerte por el tratamiento de tumores pequeños que nunca los habría matado.

En su propia revisión, el grupo de oncólogos ASCO concluyó que los médicos deben desalentar los exámenes de PSA para los hombres con expectativa de vida menor a 10 años por los motivos antedichos.

Sin embargo, no halló una evidencia tan diáfana para los varones más jóvenes o más saludables y difundió una guía, paso por paso, en lenguaje comprensible, para ayudarles a ellos y a sus médicos a comprender la controversia y tomar una decisión informada. Los nuevos consejos siguen las pautas de la Sociedad Oncológica Estadounidense.

"Esta es un área incierta de la medicina", opinó el doctor Ethan Basch, especialista de cáncer de próstata en el Centro Oncológico Memorial Sloan-Kettering, que codirigió la revisión de ASCO. "Esto significa que se trata de una discusión y una decisión muy exigentes".

La guía deja en claro que antes de que los hombres decidan tomarse el examen deben pensar cómo reaccionarán ante un resultado sospechoso y todo lo que implican las decisiones de tratamiento.

Demasiado PSA en la sangre a veces solo algunas veces significa que el cáncer de próstata está avanzando. También puede significar un alargamiento benigno de próstata o una infección. Solamente una biopsia puede precisarlo. La mayoría de los varones sufrirá cáncer de próstata si vive mucho tiempo. Unos 240.000 son diagnosticados cada año, en su mayoría temores de lento crecimiento que conllevan un riesgo muy bajo de convertirse en la variante mortífera.

Dos estudios numerosos, uno en Europa y otro en Estados Unidos, evaluaron si los exámenes exploratorios rutinarios pueden salvar vidas. Sin exámenes, unos 5 por cada 1.000 mueren de cáncer de próstata en los 10 años siguientes. El estudio europeo halló que el examen de PSA puede prevenir una de esas muertes y en cambio el estudio estadounidense no halló diferencias.

___

En la red:

ASCO: http://www.asco.org/pco/psa