La filial local de la cadena de cafeterías Starbucks pidió disculpas a su clientela por ofrecer productos en vasos de fabricación local al parecer de menor calidad que los comprados en el exterior y que han comenzado a escasear debido a las trabas a las importaciones dispuestas por el gobierno argentino.

"Queremos pedir disculpas, ya que debido a un quiebre temporario de stock, en algunas de nuestras tiendas se están utilizando vasos y mangas nacionales. Se trata de vasos de color blanco y del mismo tamaño que los que se ofrecen regularmente", dijo la compañía en un comunicado publicado el lunes en su página de Facebook y en Twitter.

El gobierno argentino viene aplicando desde 2011 fuertes restricciones a las importaciones para equilibrar la balanza comercial y frenar una salida de divisas.

Esta política ha causado serios trastornos a varios sectores de la economía que dependen de insumos importados y también la queja de países vecinos, como Brasil, y de la Unión Europea, que en respuesta trabaron el ingreso de productos argentinos.

Starbucks Argentina declinó hacer más comentarios sobre esta cuestión ante la consulta de AP.

"De todas maneras, estamos trabajando para que esta situación se normalice lo antes posible y cada uno de ustedes puedan disfrutar su bebida como siempre", concluyó la cadena de cafeterías.