Información proveída por servicios extranjeros de seguridad llevaron al arresto de un extranjero en Chipre bajo sospechas de que estaba ayudando a planear un ataque terrorista, dijo el domingo el ministro de justicia.

Loucas Louca dijo que "cooperación e información" de agencias extranjeras había resultado en el arresto de la semana pasada. Louca declinó identificar las agencias involucradas.

"Vamos a dejar que el caso siga su curso, permitir que los investigadores finalicen su trabajo y veremos que concluyen", le dijo a reporteros.

La policía dijo que el hombre de 24 años sigue arrestado en la ciudad costera de Limasol, y está siendo investigado por cargos relacionados con seguridad nacional y terrorismo.

La radio estatal CyBC ha reportado que el sospechoso es un libanés con pasaporte sueco, y que se le hallaron documentos y fotografías que detallaban los movimientos de israelíes en la isla.

La policía no ha identificado al sospechoso, ni ha revelado su papel en un posible ataque ni el blanco planeado.

El primer ministro israelí Benjamin Netanyahu culpó el sábado a Irán por el presunto complot, pero no ofreció prueba de sus acusaciones.

"Luego que Irán enviase a su gente a asesinar al embajador saudí en suelo estadounidense en la embajada saudí, y lanzar ataques en Azerbaiyán, Tbilisi, Nueva Delhi y África, ahora se ha revelado que intentaba lanzar un ataque terrorista en suelo chipriota", dijo la declaración de Netanyahu.

"La comunidad internacional debe combatir al mayor exportador de terrorismo en el mundo", agregó.