El principal indicador de la Bolsa española, el IBEX 35, comenzó hoy la última sesión de la semana con una caída del 0,77 % que le hizo perder el nivel de los 6.600 puntos, contagiado por el pesimismo reinante en el mercado.

El selectivo español perdió 51 puntos, equivalentes al 0,77 %, y quedó situado en los 6.582 enteros, lo que llevó las pérdidas anuales acumuladas al 23,04 %.

Por su parte, la prima de riesgo española seguía subiendo tras la apertura y se colocaba en los 551 puntos, con el interés del bono en el 6,74 %, pocas horas antes de que el Gobierno español apruebe las reformas anunciadas este miércoles.

El Ejecutivo de Mariano Rajoy aprobará hoy, entre otras medidas, la subida del IVA, el recorte de la prestación por desempleo y la supresión de la deducción por vivienda y la paga de Navidad para los empleados públicos.

El Índice General de la Bolsa de Madrid cedió el 0,83 % a primera hora y se instaló en los 665,28 puntos.

Sacyr y Endesa eran las empresas que más caían del selectivo IBEX 35, el 2,17 % y el 0,90 %, en tanto que Bankia y FCC protagonizaban las mayores alzas, del 1,57 % y del 1,67 %.

De los grandes valores del selectivo, Iberdrola era el único que bajaba en la apertura, el 0,03 %; mientras que el resto subían, el 1,09 % Repsol YPF; el 0,93 % el Santander; el 0,60 % Inditex; el 0,47 % el BBVA y el 0,17 % Telefónica.

Cementos Portland y Antena 3 TV eran las empresas que más subían a esta hora de toda la bolsa española, el 3,90 % y el 2,94 %, respectivamente.

Por el contrario, las que más caían eran Reno de Medici y Adolfo Domínguez, con recortes respectivos del 10,43 % y del 9,74 %. EFE