A decenas de latinoamericanos sin condenas criminales se les ha denegado la tarjeta verde o la residencia permanente desde 2006 en parte sobre la base del supuesto de que algunos tatuajes revelan la asociación a pandillas delictivas, informó el Wall Street Journal el pasado martes.

Héctor Villalobos, un inmigrante mexicano entrevistado por el Journal, dice que se hizo varios tatuajes porque le gusta como se ven, pero niega estar asociado a ninguna pandilla. Cuando Villalobos viajó a México para entrevistarse con funcionarios del consulado estadounidense como parte de su solicitud para la residencia permanente, los funcionarios le denegaron el permiso para volver a entrar al país a causa de los tatuajes, según el Journal.

Varios tatuajes están asociados con pandillas latinoamericanas, incluido uno que muestra dos calaveras lado a lado, una riendo y la otra llorando. Villalobos tiene ese tatuaje en la espalda.

“Como me gusta el arte, trataron de hacerme ver como una maña persona”, dijo Villalobos al Journal.

Muchos tatuajes asociados con organizaciones criminales no son exclusivos de los miembros de las pandillas, y los abogados de los inmigrantes cuyas solicitudes de la tarjeta verde o la residencia permanente han sido denegadas dicen que los funcionarios de inmigración de EE. UU. están rechazando personas sin ninguna prueba de que estén asociadas a una pandilla.

El Departamento de Estado dice que no rechaza solicitudes únicamente sobre la base de un tatuaje, según el Journal.

Síguenos en twitter.com/foxnewslatino
Agréganos en facebook.com/foxnewslatino