Los organizadores del Gran Premio de Singapur desmintieron los comentarios del mandamás de la Fórmula Uno, Bernie Ecclestone, de que la ciudad estado aceptó renovar por cinco años los derechos para organizar la carrera.

Ecclestone fue citado diciendo que "se resolvieron todos los obstáculos para que se logre el acuerdo", y que el nuevo contrato por cinco años estaba listo para ser firmado.

Sin embargo, los dirigentes del GP de Singapur indicaron que aunque recibieron una propuesta oficial para renovar los derechos de la carrera, no están satisfechos con las condiciones y señalaron que las negociaciones "continúan".

"La oferta de la administración de la Fórmula Uno no es suficiente para que nos comprometamos a una extensión por cinco años", señala un comunicado de los organizadores.

El pacto inicial por cinco años para la única carrera nocturna en la Fórmula Uno expira después del GP que se realizará en septiembre, y desde hace un año se negocia una renovación.

"El GP de Singapur está negociando para asegurar las condiciones que sean comercialmente viables", expresa el comunicado.

Singapur pagaría unos 40 millones de dólares anuales para organizar la carrera, una cifra mayor a otros países, incluyendo la vecina Malasia.