El portavoz del Fondo Monetario Internacional (FMI), Gerry Rice, aseguró hoy que las medidas de austeridad aprobadas esta semana por el Gobierno español son "pasos difíciles", pero que ayudarán a reducir el déficit y aliviar el alto desempleo.

El director de relaciones externas del Fondo afirmó, en rueda de prensa, que el ajuste fiscal "es un requisito previo para un crecimiento sostenible y ganancias en empleo a medio plazo, que es el objetivo que todos compartimos".

Las medidas tomadas por el Gobierno español para recortar 65.000 millones de euros "van en la dirección correcta", y deberían ayudar a España a cumplir sus objetivos de déficit, con exigencias rebajadas por Bruselas y a las que el Fondo da la bienvenida.

Rice recordó que el FMI no tiene ningún programa en marcha con España, aunque sí reconoció que las medidas adoptadas en el país europeo están en línea con las conclusiones del Artículo IV para 2012 que la organización multilateral presentó recientemente.