El hermano del presidente sudcoreano fue llevado el miércoles a un centro de detenciones luego que un tribunal aprobase una orden de arresto por acusaciones de sobornos, en un enorme bochorno para el partido de gobierno en un año de elecciones.

El tribunal central de Seúl aprobó la orden de arresto para Lee Sang-deuk, hermano mayor del presidente Lee Myung-bak, el martes por la noche. Horas antes, cuando el sospechoso ingresó a la corte para interrogatorios, manifestantes furiosos le lanzaron huevos, le agarraron la corbata y lo empujaron.

Lee fue llevado el miércoles por la mañana desde la oficina de la fiscalía al Centro de Detenciones de Seúl, de acuerdo con un funcionario que declinó proveer más detalles , incluyendo su nombre, de acuerdo con reglas oficiales.

La fiscalía acusa al ex legislador de aceptar sobornos por medio millón de dólares de dos banqueros detenidos, con la intención de usar su influencia para ayudarles a evadir castigo.

Lee no fue alcanzado directamente por los huevos lanzados en la protesta, pero se le podían ver salpicaduras en un hombro. No habló con la multitud de reporteros congregados en el edificio de la corte, antes de pasar por el control de seguridad.

Los manifestantes, muchos de ellos mujeres de mediana edad, dijeron que habían perdido su dinero cuando el gobierno suspendió a lo bancos de ahorros de los que Lee está acusado de aceptar sobornos.

El presidente Lee Myung-bak concluye su término de cinco años a inicios del 2013. Los comicios presidenciales e celebran en diciembre de este año.