El Pentágono está estudiando elaborar un registro público de condecoraciones militares, después de que el Tribunal Supremo haya anulado una ley que penalizaba la falsa atribución de una medalla u honores militares.

"Estamos explorando opciones para elaborar una base de datos de las medallas y los premios de valor", indicó el secretario de prensa del Pentágono, George Little, en una rueda de prensa.

De momento no hay fecha y Little señaló que todavía tienen que determinar los detalles como qué tipo de medallas recogerá la base de datos y el rango de años en los que fueron entregadas.

La decisión del Pentágono se produce después de que el Tribunal Supremo anulara la ley conocida como "Stolen Valor Act", que penaba el atribuirse falsamente el haber recibido medallas u otras condecoraciones militares.

El fallo del Supremo se produjo a raíz del caso del exfuncionario local Xavier Álvarez, de Pomona (California), quien se declaró culpable en 2007 de haber violado esa ley.

Álvarez reconoció haber dicho públicamente que había sido Marine, pese a que nunca sirvió en las Fuerzas Armadas, y que fue condecorado con la Medalla de Honor del Congreso.

No obstante, apeló a la Primera Enmienda y reclamó que su falsa declaración está protegida por el derecho a la libertad de expresión, argumento que tuvo en cuenta el máximo tribunal estadounidense.

Little indicó que tratarán de tener una base de datos lo más completa posible, aunque señaló la "complejidad que involucra mirar hacia atrás en la historia".