Un puertorriqueño, que alquilaba su sótano a pandillas de narcotraficantes en guerra que trataban de ocultar sus armas obtenidas ilegalmente, fue detenido por las autoridades locales.

El Departamento de Justicia del territorio de Estados Unidos en el Caribe dijo en una declaración el domingo que Jesús M. Saez Nieves fue arrestado en su casa de Cupey, un suburbio de la capital de San Juan.

Los agentes buscaron en su sótano donde hallaron un depósito de municiones y por lo menos 20 armas de fuego, entre ellos fusiles de alta potencia.

Las autoridades suponen que Saez alquilaba su sótano a dos pandillas que operaban en los complejos de viviendas públicas en Cupey.

Saez podría ser condenado por 21 delitos cuando comparezca ante el tribunal el 15 de agosto.

Puerto Rico es un puerto de embarque de droga en el Caribe.