El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, confirmó hoy que viajará a la ciudad brasileña de Río de Janeiro el próximo 31 de julio para la incorporación de su país como miembro pleno del Mercado Común del Sur (Mercosur).

"Debo ir, tengo que ir, claro. Voy a ir. Es muy importante para nosotros y para toda América Latina" la entrada de Venezuela en esa instancia de integración que asocia a Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay, dijo a Efe el gobernante tras responder unas pocas preguntas de periodistas al margen de una rueda de prensa que ofreció como candidato presidencial.

Además de suspender a Paraguay por la crisis política que derivó en la destitución del presidente Fernando Lugo, Argentina, Brasil y Uruguay decidieron este mes que Venezuela se incorpore como miembro pleno del Mercosur a partir del próximo 31 de julio.

El Gobierno de Chávez ha aplaudido tal ingreso por las posibilidades de industrialización del aparato productivo nacional y por el abaratamiento de las importaciones que entraña el asunto.

A su vez, algunos sectores productivos que atienden parte de la demanda nacional, entre ellos los productores de aves, temen verse relegados si el ingreso en el Mercosur entraña una masiva invasión de productos y servicios, principalmente de Argentina y Brasil.

Venezuela importó el año pasado por valor de 6.774,4 millones de dólares al Mercosur, mientras que le vendió por 1.986,5 millones de dólares, es decir, con una balanza negativa de 4.787,9 millones de dólares, según cifras de la Asociación Latinoamericana de Integración (Aladi).