La policía rusa disipó intentos de realizar dos manifestaciones a favor de los derechos de los gays en San Petersburgo, donde se adoptó unos meses atrás una ley en contra de difundir "propaganda homosexual".

Tres organizadores del acto fueron arrestados el sábado en un parque en la segunda ciudad rusa más importante, y otros cinco fueron detenidos en una manifestación posterior cerca del emblemático complejo Smolny, según reportaron las agencias noticiosas rusas.

Para la segunda manifestación apenas llegaron seis personas y los tres arrestados en el primer intento eran los únicos participantes.

A pesar de que la homosexualidad fue despenalizada luego de la caída de la Unión Soviética, el desdén contra los homosexuales sigue siendo fuerte en Rusia. Algunos intentos de manifestaciones provocaron violencia por parte de opositores.

San Petersburgo aprobó una ley en febrero que exige multas de hasta 500.000 rublos (15.000 dólares) por dar a conocer "propaganda homosexual".