Un inmigrante mexicano sin autorización para estar en Estados Unidos alegó judicialmente que el cambio reciente en la ley de inmigración significa que ya no hay bases para negarle una licencia de abogado en el estado de Florida.

En una petición presentada el jueves ante la Corte Suprema estatal, José Godínez Samperio afirmó el cambio ordenado por el gobierno del presidente Barack Obama lo vuelve apto para regularizar su situación migratoria y obtener autorización para trabajar en Estados Unidos.

"El significado de esta acción para (Godínez Samperio) y para los asuntos ante esta corte no puede ser sobrestimado", expresa la petición interpuesta en Tallahassee por el abogado del inmigrante, Talbot D'Alemberte. "No quedan fundamentos para negar o demorar más su admisión a la Barra de Florida".

El presidente Obama anunció el mes pasado que los inmigrantes irregulares que cumplan ciertas condiciones pueden permanecer y trabajar en Estados Unidos. Los aspirantes deben tener menos de 30 años, haber llegado al país en su infancia, no tener antecedentes penales y haberse graduado en la preparatoria o haber servido en las fuerzas armadas.

Godínez Samperio solicitó a la corte que ordene al Consejo de Administración de los Examinadores de la Barra de Abogados de Florida que concluyan la investigación sobre su petición de ingreso o que lo admitan.

Los padres de Godínez Samperio lo llevaron de México a Estados Unidos con visa de visitante cuando tenía 9 años. Sus progenitores dejaron vencer sus visas y nunca regresaron a México. Su padre, un veterinario en México, ordeñó vacas en una granja, y su madre, que era dentista, trabajó en una fábrica que hacía puertas deslizantes de vidrio.

De 25 años, Godínez Samperio se graduó en el New College de Florida, obtuvo la licenciatura en derecho en la Estatal de Florida y aprobó el examen de la barra de abogados. Sin embargo, el Consejo de Administración de los Examinadores de la Barra de Abogados de Florida, declinó admitirlo y pidió a los jueces una opinión jurídica sobre si los inmigrantes irregulares pueden recibir licencia de abogados.

A principios de año, siete representantes estadounidenses y el comisionado residente sin derecho a voto de Puerto Rico se sumaron a cuatro ex presidentes de la Asociación de la Barra Estadounidense de Abogados para apremiar a la Corte Suprema de Florida a entregarle la licencia de abogado a Godínez Samperio.