La piloto de prueba de Fórmula Uno que perdió un ojo en un accidente fue operada nuevamente el viernes y ya no está en condición crítica.

La española María de Villota manejaba en su primera prueba oficial con el equipo Marussia el martes cuando chocó su bólido con un camión de la escudería en una pista en el sur de Inglaterra.

De Villota fue operada originalmente entre la noche del martes y la madrugada del miércoles, y la segunda cirugía estaba contemplada si su condición mejoraba.

"Los médicos estaba lo suficientemente satisfechos con su condición esta mañana para permitir la operación", dijo Marussia en un comunicado. "Los cirujanos completaron exitosamente la siguiente etapa de la cirugía requerida por las lesiones en el rostro de María".

"Desde la operación de hoy, la condición de María por sus lesiones en la cabeza ha mejorado, al punto que ahora está en condición 'seria pero estable'''.