El secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, manifestó hoy su confianza en que las fuerzas de seguridad afganas podrán garantizar solas la seguridad en el país cuando las tropas de la Alianza se retiren a finales de 2014.

"Confío en que las fuerzas de seguridad afganas serán capaces de asumir plena responsabilidad de la seguridad en todo Afganistán para fines de 2014", declaró en rueda de prensa en Zagreb tras reunirse con el primer ministro croata, Zoran Milanovic.

El máximo dirigente de la Alianza respondió así a una pregunta sobre la deserción de varios agentes de Policía entrenados por la OTAN, que se habrían pasado al lado de los talibanes.

Rasmussen se refirió a este suceso como uno de los intentos ocasionales de los insurgentes de socavar la confianza en las fuerzas de seguridad afganas, y aseguró que esa estrategia fracasará.

"Confiamos en las fuerzas de seguridad afganas y en que van a prevalecer", insistió.