Preocupaciones sobre la economía global lastraron el viernes los mercados mundiales antes de un importante reporte de empleos en Estados Unidos que a menudo sienta el tono por una semana o dos desde su publicación.

Una semana después que una cumbre de la Unión Europea que fue considerada en general un paso en la dirección apropiada para resolver la crisis de la deuda de Europa, los inversionistas han regresado a la cautela. En lugar de celebrar los recortes de las tasas de interés en Europa y China el jueves, los inversionistas se preocuparon de que la actividad de los bancos centrales sea un indicio de un panorama económico más lamentable.

Si los datos de empleos en Estados Unidos que se daban a conocer el viernes decepcionan, esas preocupaciones podrían empeorar.

Las acciones en Europa estaban ligeramente en baja. El DAX alemán estaba abajo 0,35, en 6.516 puntos, mientras que el CAC-40 cedía 0,3%, hasta 3.220. En Londres, el FTSE 100 había bajado 0,2%, a 5.682.

Wall Street se veían encaminado a una apertura ligeramente en alza, aunque cómo abren las bolsas estadounidenses va a depender obviamente de las cifras de nómina, que se daban a conocer una hora antes de la campana.

Como las cifras de empleos en junio son las últimas antes de la próxima reunión de la Reserva Federal, un mal número pudiera hacer que los inversionistas concluyan que la Fed pudiera sumarse a la más reciente ola de actividad bancaria.

"Otra cifra débil de empleos pudiera aumentar expectativas de más reducciones de tasas", dijo Michael Hewson, analista para CMC Markets. "Dada la reacción de los mercados a los esfuerzos combinados por las bancas centrales ayer uno tiene que preguntarse lo efectiva que pudiera ser cualquier acción de la Fed".

En Asia, las bolsas estuvieron también en baja.

En Japón, el índice Nikkei 225 bajó 0,7% a 9.020,75 puntos y el Hang Seng de Hong Kong bajó marginalmente, a 19.800,64. El surcoreano Kospi descendió 0,9% a 1.858,20, mientras que el australiano S&P/ASX 200 declinó 0,3%, a 4.157,80. En China, el índice de Shanghai bajaba ganó 1%, hasta a 2.223,58 puntos.

El contrato del crudo de referencia para entrega en agosto bajaba 1,06 dólares, hasta a 86,16 dólares el barril en las transacciones electrónicas de la Bolsa Mercantil de Nueva York. El contrato bajó 44 centavos y cerró en 87,22 dólares el jueves en Nueva York.

En los mercados cambiarios, el euro estaba invariable en 1,2390 dólares, de 1,2388 del jueves.