El español Jorge Lorenzo (Yamaha YZR M 1), líder del mundial empatado a puntos con el australiano Casey Stoner (Honda RC 213 V), reconoce que en Sachsenring, próximo cita, no ha ganado una carrera, pero ha tenido "buenas batallas y acabado en el podio".

"Ese es nuestro objetivo para el fin de semana y si podemos lucharemos por la victoria", dijo en el comunicado de su escudería Lorenzo, quien agregó no tener "nada roto en el tobillo", aunque le molesta "bastante".

El campeón del mundo de MotoGP en 2010 recordó que Assen fue un desastre para ellos: "Habíamos trabajado muy duro para llegar hasta el liderato del mundial y desafortunadamente lo perdimos en la primera curva y ahora empezamos de nuevo con los mismos puntos que Casey", se lamentó Jorge Lorenzo.