La feria de energías renovables "Argentina Eólica" inició hoy su primera edición en Buenos Aires, con la necesidad de estímulo de las inversiones y de cambios en la legislación argentina como claves del encuentro, según el presidente de la Asociación Argentina de Energía Eólica, Erico Spinadel.

Esta reunión de empresas de energías renovables argentinas e internacionales junto a universidades y autoridades locales cuenta con más de una veintena de expositores, en la que se debatirá el estado de la energía eólica en Argentina y se buscarán las vías para incrementar su uso.

Para el representante de la entidad organizadora de la feria, cerca del 70 por ciento del territorio argentino podría producir energía eólica, siempre que se diera lugar a una mayor "estabilidad jurídica" y se garantizaran inversiones a quienes obtienen una licitación para producirla.

"En este momento hay instalados aproximadamente en Argentina unos 200 megavatios eólicos, potencia que se da cuando el viento sopla a velocidad nominal, pero que decae cuando hay viento por debajo de los 11 metros por segundo", indicó a Efe Spinadel, que precisó que la generación total de energía en el país es de 18.000 megavatios.

Actualmente, los campos eólicos más importantes del país están situados en la sureña provincia de Chubut, y hay adjudicados otros 754 megavatios para este tipo de energía, de los cuales tan solo se están generando 77 por las dificultades para encontrar financiación por parte de los concesionarios.

"En todo el mundo la energía eólica está subvencionada para garantizar al inversor que durante 20 años el estado va a comprarle la energía que genere en su planta eólica a un precio fijo a una moneda constante", explicó Spinadel, que demandó una legislación que obligue al Estado a comprar energía limpia.

El presidente de la asociación eólica argentina también reclamó un plan amplio de créditos a largo plazo y con un interés bajo para los productores de energías renovables, algo que según Spinadel ya realizan los bancos centrales de Uruguay o Brasil.

Argentina tendrá que contar en 2016 con un 8 por ciento de energía generada por fuentes renovables, según una legislación de fomento de energías limpias sancionada en 2006.

La feria, que cuenta también con representantes del ámbito de la energía solar, continuará hasta el próximo jueves en el espacio ferial La Rural, en la capital argentina.