El alcalde de Quito, Augusto Barrera, presentó hoy a la intendenta municipal de Montevideo, Ana Olivera, un plan para el desarrollo de una Red de Ciudades Latinoamericanas para que éstas tengan una "voz más fuerte" en una región cada vez más unida y para que puedan "intercambiar experiencias".

Según dijo a Efe Barrera tras reunirse con Olivera en la capital uruguaya, la idea, que también llevará mañana miércoles a Buenos Aires, es ampliar el acuerdo que ya existe entre Quito, Lima y Bogotá al resto de las grandes ciudades de la región y al plan de Mercociudades que congrega a numerosas localidades del Cono Sur.

"Construir esta red es importantísimo en la medida que se está consolidando un plan de integración de nuestro continente y es bueno que no esté solo asentado en los Estados nacionales, sino en las ciudades. Este es el continente con mayor y más alta tasa de urbanización, deberíamos tener políticas de relacionamiento de los pueblos y sus gobiernos locales, y por eso hemos abordado esa instancia", dijo.

Entre los objetivos estaría en primer lugar "llevar la voz de las ciudades a un conjunto de foros y ámbitos políticos internacionales" donde tendrían cabida.

"Acabamos de tener la reunión de Río+20 y habría sido importantísimo que las ciudades de América Latina hubieran podido ir con una posición clara sobre sus riesgos y vulnerabilidades o como afrontar el cambio climático y teniendo una participación directa en algunos foros que se articulan a nivel internacional", añadió.

Además, también se buscaría "fortalecer el intercambio de conocimiento" ya que en la región las ciudades tienen "problemáticas absolutamente similares" y disponen casi todas de "competencias similares".

Más adelante, apunto Barrera, esta Red podría desarrollar proyectos conjuntos y buscar cooperación económica entre sí.

Por este motivo, el alcalde también se reunió durante la jornada con el equipo de la Secretaría Ejecutiva de Mercociudades, que funciona en la sede del Mercosur en la capital uruguaya.