Atacantes desconocidos hirieron a disparos a un legislador palestino cuando volvía a su casa el domingo, el hecho más reciente de una reciente ola de violencia y caos en un poblado que alguna vez fue visto como el modelo palestino de ley y orden.

El legislador Shami al-Shami dijo que fue atacado cuando salía de su auto, alrededor de la 1:30 de la madrugada. Recibió dos heridas en una pierna. Afirmó que hubo ocho disparos, incluyendo uno que impactó en el espejo lateral de la puerta del auto.

Agregó que cuando corrió para cubrirse se percató que había recibido dos disparos en el muslo derecho.

Al-Shami, miembro del movimiento Fatah del presidente palestino Mahmud Abbas, dijo que desconocía el motivo por el que atacado y que no reconoció a sus atacantes.

Sin embargo, la violencia podría estar ligada con una campaña de las fuerzas de Abbas contra pandillas armadas en Jenin.

Jenin, en la parte norte de Cisjordania, fue escenario de la peor violencia luego del segundo levantamiento palestino a principios de la década del 2000. Además de experimentar frecuentes enfrentamientos entre las fuerzas israelíes y milicianos palestinos, el poblado fue dirigido durante mucho tiempo por pandillas armadas que recorrían abiertamente las calles.

Sin embargo, en años recientes, las fuerzas de seguridad de Abbas han reinstalado en buena medida la ley y el orden. Bajo un programa coordinado con Israel, Jenin estuvo entre los primeros poblados palestinos que fueron retomados por la seguridad palestina.