El agente de Mo Williams confirmó el viernes que su cliente se reunirá con el Jazz de Utah como parte de un intercambio entre tres equipos que enviará a Lamar Odom de regreso a Los Angeles para una segunda oportunidad con los Clippers.

Mark Bartelstein señaló que el acuerdo fue concretado la tarde del viernes y que se espera que Williams tenga una conferencia de prensa en Salt Lake City la próxima semana.

El Jazz lo seleccionó en el draft de 2003, pero lo dejó en libertad después de una temporada, una decisión que el gerente general Kevin O'Connor calificó como la peor que haya tomado.

Aunque aún no hay una confirmación oficial por parte de los equipos, Bartelstein dijo que ya se realizó el intercambio.

Dallas enfrentaba el viernes una fecha límite sobre una compra por 2,4 millones de dólares de la opción de Odom para la próxima temporada por 8,2 millones.

La decisión de Williams para ejercer su opción de 8,5 millones de dólares allanó el camino para la negociación.

"(Williams) está en verdad muy emocionado", señaló Bartelstein. "Aquí es donde comenzó su carrera. Han conseguido un estupendo equipo joven. (Williams) cree que con su llegada aportará un verdadero liderazgo. Esto lo emociona. El equipo dejó claro cuanto lo deseaba e hizo un buen trabajo al reclutarlo", apuntó.

Williams jugó 57 partidos como novato antes de que emigrara a Milwaukee. Finalmente se convirtió en titular y la fecha más reciente en que jugó el Partido de las Estrellas fue en 2009.

Cuando se le pidió el jueves en la noche que recordara la cantidad por la que dejaron ir a Williams de Utah, O'Connor movió la cabeza de un lado al otro y señaló que "no fue mucho".

Bartelstein no encontró argumentos para responsabilizar al Jazz de la transferencia del jugador.

"Mo era muy joven entonces", señaló. "Kevin deseaba desde hacía tiempo el regreso (de Mo) al equipo. Ahora lo tiene de vuelta. Creo que fue una gran hazaña", señaló.

El entrenador del Jazz, Tyrone Corbin, mostró su entusiasmo por Williams, al que describió el jueves como un gran jugador.

Bertelstein dijo que no eran verdad las versiones de que Williams bloqueaba la transacción. Señaló que el equipo necesitaba hacer sus "diligencias debidas" y garantizar que era la mejor decisión.