Dos ingenieros bolivianos de una compañía minera canadiense fueron tomados de rehenes por indígenas quechuas que demandan la salida de empresa del sur de Bolivia.

Los dos funcionarios de la compañía Mallku Khota, filial de la canadiense South American Silver, están "retenidos" desde el jueves por comunarios a 340 kilómetros al sudeste de La Paz, informó la compañía a The Associated Press el viernes.

La canadiense explora en la comunidad de Mallku Khota en la provincia de Potosí un rico yacimiento de plata y de indio en medio de fuertes disputas de comunidades indígenas, unas a favor y otras en contra del proyecto.

La compañía alertó a las autoridades y el viernes dijo que los dos ingenieros están bien y han podido comunicarse con sus familiares.

En mayo dos policías que resguardaban las oficinas fueron tomados de rehenes y torturados por comunarios, según relataron las víctimas tras ser liberados.

Ese mismo mes comunidades que rivalizan por el yacimiento se enfrentaron a golpes, pedradas y palos con el saldo de varios heridos ante lo cual el ministro de Minería, Mario Virreira, anunció que habría una consulta pública a las comunidades indígenas de la zona antes de iniciar operaciones.

Algunas comunidades rechazan el proyecto porque temen daños ambientales y otras apoyan a la compañía canadiense.

Mallku Khota es uno de los yacimientos más grandes del país con reservas estimadas en 140 millones de onzas de plata y 935 toneladas de indio, según South American Silver.

El indio es un metal blando, poco abundante, similar al aluminio pero más parecido al zinc, de múltiples aplicaciones en la industria y la electrónica.

La minería ocupa el segundo lugar después del gas natural con 40% de las exportaciones totales en 2011 y las altas cotizaciones de los últimos años han desatado una fiebre por la actividad. Cerca de un centenar de minas privadas, estatales y de mineros independientes han sido ocupadas por invasores.

La situación ha creado inseguridad jurídica y menores inversiones en momentos en que los precios internacionales son altos a pesar de los últimos bajones, dijo un informe publicado el viernes por la fundación privada Milenio.