El expresidente de Honduras Manuel Zelaya dijo hoy que al exgobernante paraguayo Fernando Lugo, destituido por el Senado de ese país el pasado día 22, le dieron un golpe de Estado con "el mismo patrón" que a él, en junio de 2009.

"El golpe de Estado en Paraguay es el mismo patrón, tal vez con algunas variantes que el de Honduras, pero es el mismo patrón", subrayó Zelaya en declaraciones a Efe cuando participaba en una marcha convocada por el Frente Nacional de Resistencia Popular (FNRP), conmemorativa al golpe de Estado de hace tres años.

Agregó que para los golpes de Estado "se crea una crisis y las fuerzas oligárquicas representantes de los partidos tradicionales proceden a hacer su trabajo sucio para, por la fuerza, destituir y destruir la democracia en nuestros países".

"Que vean los resultados de un golpe de Estado, se incrementó el crimen, tenemos la sociedad más violenta del mundo, se deteriora nuestra economía", expresó el exgobernante en alusión a su derrocamiento y expulsión del país, el 28 de junio de 2009.

En su opinión, "las democracias son los caminos de los pueblos", mientras que "la violencia son los caminos de las elite de las oligarquías (y a) esas hay que combatirlas".

En la marcha del FNRP, en la que participaron obreros, maestros, campesinos y estudiantes, entre otros sectores, Zelaya caminó unos 50 metros por un carril paralelo de un bulevar en el oriente de Tegucigalpa apoyado en un bastón, por la dolencia de una fractura de fémur que sufrió el 4 de mayo pasado en República Dominicana.

El resto de la manifestación la recorrió en un vehículo doble cabina, acompañado de su esposa Xiomara Castro, quien el próximo domingo lanzará en Santa Bárbara (oeste), su candidatura presidencial por el partido Libertad y Fundación (Libre), surgido del FNRP, cuyo coordinador general es Zelaya.