El director de Europcar, Jean-Rene Bernaudeau, negó que el equipo de ciclismo haya incurrido en cualquier acto ilegal, después que la fiscalía francesa abrió un expediente disciplinario por acusaciones de que sus ciclistas utilizaron un corticoide controlado en el Tour de Francia del año pasado.

Bernaudeau dijo que está sorprendido por la investigación por dopaje que se anunció apenas dos días antes del inicio del Tour.

"La noticia me dejó inquieto, pero cuando lo leí en el diario... me di cuenta que no hay nada", indicó Bernaudeau en una rueda de prensa en la ciudad belga de Lieja, donde el Tour comienza el sábado.

Agregó que los investigadores no se han comunicado con él.

Un oficial judicial le dijo a la AP que las autoridades empezaron a investigar a varios ciclistas del equipo francés tras recibir un dato de la agencia francesa antidopaje.

El diario francés L'Equipe reportó el miércoles detalles sobre la pesquisa, que comenzó en agosto del año pasado, un mes después que terminó el Tour de 2011.

El oficial, que habló con la AP bajo la condición de permanecer en el anonimato porque el caso continúa, confirmó la pesquisa, pero recalcó que no se ha encontrado evidencia.