España ofreció hoy a otros países en la ONU su experiencia en la ayuda y reparación a víctimas del terrorismo, al tiempo que expresó la necesidad de promover la solidaridad internacional y proteger los derechos de los afectados por ese tipo de violencia.

"Una de las líneas de actuación prioritarias de España en el ámbito de la lucha contra el terrorismo es la promoción de la solidaridad internacional en apoyo de las víctimas", dijo el embajador español ante la ONU, Fernando Arias, ante la Asamblea General de Naciones Unidas.

El diplomático, que participó en la segunda jornada que el plenario de la ONU dedica a revisar la estrategia antiterrorista global del organismo, aseguró que "España considera que las víctimas han de desempeñar un papel central en cualquier estrategia de lucha contra el terrorismo".

"Por ello, hemos desarrollado un sistema de atención, ayuda, asistencia y reparación a las víctimas que me atrevo a calificar como uno de los más completos que existen en el mundo", añadió Arias, quien ofreció la experiencia española "a todos los Estados que deseen poner en práctica medidas similares en apoyo a las víctimas del terrorismo".

España defendió, además, su "firme convicción" de que "el respeto de los derechos humanos y del Estado de derecho debe constituir el fundamento y límite de toda acción del Estado y de la comunidad internacional en la lucha contra el terrorismo".

Por ello, propuso fomentar "los intercambios de buenas prácticas entre los Estados y la colaboración entre los distintos países para fortalecer la formación de policías, jueces y fiscales".

"España apuesta firmemente por el multilateralismo activo en la lucha contra el terrorismo, y considera que la aplicación de la Estrategia Global de Naciones Unidas es un valioso instrumento frente a la amenaza global que supone el terrorismo", afirmó Arias.

El representante español mostró la voluntad de su país para que la ONU cree la figura de "un coordinador único de Naciones Unidas para la lucha contra el terrorismo", algo que Madrid espera que ocurra "en un breve periodo de tiempo".

La ONU celebra hasta mañana las jornadas para revisar su estrategia antiterrorista, que recomienda a los países poner remedio a las condiciones que conducen a la expansión del terrorismo y recomienda medidas para prevenirlo y combatirlo siempre con medidas que respeten los derechos humanos.

La idea del simposio, organizado por el presidente de la Asamblea General de la ONU, el catarí Abdulaziz al Naser, es dar a los Estados miembros la oportunidad de aprender y compartir buenas prácticas existentes en la lucha contra el terrorismo.

"Sólo a través de una enérgica voluntad política podemos lograr un mundo libre de terrorismo", dijo Al Naser.