Londres comenzó el miércoles la cuenta regresiva a un mes de la inauguración de los Juegos Olímpicos.

Cinco aros olímpicos gigantes fueron colocados el miércoles en el famoso Puente de Londres que cruza el río Támesis.

El alcalde de Londres, Boris Johnson, dirigió la instalación de los aros desde una barcaza en el río.

La fusión de un símbolo de Londres como el puente, considerado como la entrada a la ciudad, con los aros olímpicos es una señal de que la ciudad está lista a un mes de los Juegos. La olimpiada se realizará del 27 de julio al 12 de agosto.

Los aros, de 25 metros de ancho y 11,5 metros de alto, son parte de los esfuerzos por arropar la ciudad con símbolos olímpicos antes de las competencias.