Abogados de la defensa de un hombre saudí acusado de planear ataques terroristas contra estadounidenses concluyeron rápidamente su presentación: No presentaron testigos, ni evidencia.

Eso deja el escenario preparado para los sumarios en el caso federal contra Khalid Ali-M Aldawsari en Amarillo el miércoles por la mañana.

El ex estudiante de la universidad Texas Tech de 22 años podría ser condenado hasta cadena perpetua si se le halla culpable de planear usar un arma de destrucción masiva. Presuntamente tenía una lista de blancos que incluía la casa del ex presidente George W. Bush en Dallas.

La fiscalía cerró tres días de testimonios el martes presentando una grabación en la que Aldawsari dice que sentiría "máxima satisfacción" y estaría "sonriendo" tras lanzar un ataque terrorista contra estadounidenses.