Otros 33 militares sirios desertaron a Turquía con sus familias en un momento en que se acrecientan las tensiones entre los dos países a causa de que Siria derribó un avión turco, informó el lunes la agencia de noticias estatal.

La agencia Anadolu dijo el lunes que el grupo integrado por 224 personas, entre los cuales hay un general y dos coroneles, cruzó a Turquía durante la noche. Los militares se hallaban en un campo de refugiados cerca de la frontera.

No se dio más detalles sobre el grupo.

Las deserciones se producen tres días después que Siria derribó un avión turco que según dijo había violado su espacio aéreo, empeorando aún más las ya débiles relaciones bilaterales entre naciones que otrora eran aliadas.

Miles de soldados han abandonado el régimen, pero en su mayoría han sido soldados de bajo rango. El Ejército de Siria Libre, el amplio grupo vinculado a las fuerzas rebeldes, está integrado ampliamente por desertores.