La agencia internacional de calificación de riesgos Fitch ha rebajado hoy la nota de solvencia de la deuda estatal de Chipre a "bono basura" debido al aumento de la capitalización que calcula que requerirá su sistema bancario.

La calificación queda en "BB+", con perspectiva negativa, desde el "BBB" que tenía hasta ahora, informó la agencia en un comunicado.

"La rebaja de las calificaciones soberanas de Chipre refleja un aumento en la cantidad de capital que Fitch asume que los bancos chipriotas requieren", argumenta la agencia.