El ex primer ministro de Libia fue extraditado el domingo a desde Túnez, no obstante las objeciones de grupos internacionales de derechos humanos de que en su país podría afrontar tortura o la pena de muerte.

Al-Baghdadi Al-Mahmudi fue trasladado a Libia en un avión especial que despegó del aeropuerto militar de Al Aouina, próximo a la capital tunecina, dijo un asesor presidencial a The Associated Press que solicitó el anonimato en conformidad con el protocolo gubernamental.

Un colaborador cercano al principal partido gobernante en Túnez confirmó la extradición, aunque también solicitó el anonimato.

Por la tarde del domingo, el primer ministro libio Abdurrahim el-Keib anunció la extradición de Al-Mahmudi en conferencia de prensa en Trípoli.

"Hoy, Al-Mahmudi fue entregado por el gobierno tunecino y se le mantiene en una prisión a cargo del Ministerio de Justicia", señaló el funcionario. El ex primer ministro libio será procesado por presuntos crímenes contra el pueblo libio, agregó.

Al-Mahmudi fue arrestado en septiembre cuando presuntamente ingresó de manera ilegal por la frontera en Túnez en su intento por huir hacia Argelia, donde se habían refugiado integrantes de la familia del ex gobernante libio Moamar Gadafi.

Libia había solicitado la repatriación de Al-Mahmoudi para que respondiera por crímenes que presuntamente cometió durante el régimen de Gadafi. Sin embargo, la malaventura ha sido la constante entre los funcionarios del anterior régimen que han caído en manos de los rebeldes libios, como Gadafi y uno de los hijos de éste, que fueron ejecutados a su captura en 2011.

En enero, 15 grupos internacionales y tunecinos de derechos humanos, como Amnistía Internacional y Human Rights Watch, suscribieron una declaración en la rechazaban la extradición de Al-Mahmudi, con el argumento de que corría el riesgo de que lo mataran o torturaran si era entregado a Libia.

___

El productor de televisión de The Associated Press Television, Adel Omran, contribuyó a este despacho desde Trípoli.