Irán felicitó hoy a Mohamed Mursi, candidato del grupo integrista Hermanos Musulmanes, por su victoria en las elecciones presidenciales de Egipto, en un comunicado difundido por el Ministerio de Asuntos Exteriores en Teherán.

"El pueblo ha hecho historia en Egipto con su presencia responsable en una elección decisiva y, una vez más, ha demostrado su firme decisión de llevar adelante los nobles objetivos de la revolución egipcia", señala el escrito oficial iraní.

El régimen teocrático de Teherán, que reprimió sangrientamente las protestas por las denuncias de fraude en las elecciones presidenciales iraníes de 2009, ha apoyado los levantamientos y revoluciones de la "primavera árabe" en Túnez, Egipto, Libia, Yemen, Bahrein, Jordania y Arabia Saudí.

Sin embargo, la República islámica de Irán respalda con firmeza al régimen sirio del presidente Bachar al Asad, su principal aliado árabe.

Según los resultados oficiales, el integrista islámico Mursi ha sido elegido presidente de Egipto con el 51,73 por ciento de los votos, frente al 48,27 por ciento conseguido por su rival, el general retirado Ahmed Shafiq.

Mursi llega a la Presidencia tras el derrocamiento de Hosni Mubarak en febrero del 2011, que dirigió Egipto desde 1981 hasta febrero de 2011, y en su primera alocución a la nación tras proclamarse vencedor de las elecciones ha dicho que será "el presidente de todos los egipcios".