Los presidentes de Ecuador e Indonesia, Rafael Correa y Susilo Bamban Yudhoyono, respectivamente, suscribieron el sábado en Quito acuerdos de cooperación que buscan fortalecer los lazos entre ambos países.

El mercado indonesio potencia la oferta de exportaciones ecuatorianas, ya que es el país de mayor población en el sureste asiático con 250 millones de habitantes, resaltó Correa durante una rueda de prensa conjunta, además de su capacidad de inversión en proyectos de sectores estratégicos.

"Ecuador y América Latina han permanecido distantes del sureste asiático, es hora de, aceleradamente, profundizar las relaciones y recuperar el tiempo irremediablemente perdido", dijo Correa.

Proyectos como el eje vial multimodal Manta-Manaos permitirían a Ecuador ser una "puerta de ingreso a América Latina", al tiempo que sería el punto de salida de los productos ecuatorianos a hacia esa región asiática, explicó el gobernante.

Una buena estrategia comercial es "diversificar los mercados", dijo Correa tras recordar que en la década de 1990, 60% del comercio exterior ecuatoriano se concentraba en Estados Unidos, mientras que en la actualidad ese mercado sólo representa 30%.

Correa recordó que entre 2010 y 2011 el comercio bilateral creció 40%, aunque admitió que hay muchos campos de cooperación por desarrollar. Otras proyectos de inversión estratégica planteados a la delegación visitante fueron la central hidroeléctrica Coca Codo Sinclair, la Refinería de Esmeraldas, la explotación de minería a gran escala, y la ciudad del conocimiento, entre otros.

El presidente de Indonesia destacó, por su parte, la necesidad de fortalecer el trabajo mutuo en sectores estratégicos.

Yudhoyono resaltó el liderazgo del mandatario ecuatoriano que permitió "un crecimiento económico positivo" en medio de una crisis internacional, así como la decisión del gobierno local de avanzar en la construcción de una "ciudad tecnológica", en la cual fue llamado a a participar.

"Admiramos esas visiones y también queremos aprender de ustedes y colaborar", manifestó.

Yudhoyono, que cumple su segundo mandato desde el 2009, afirmó además su afán de contribuir a la denominada Iniciativa Yasuní-ITT, que planteó Ecuador al mundo, para evitar explotar petróleo en una zona de reserva natural mundial a cambio de recibir una compensación de la comunidad internacional.

Los memorandos de entendimiento firmados por ambos mandatarios incluyen la promoción del comercio y la inversión, así como el desarrollo de una cooperación económica recíproca basada en el principio de beneficio mutuo. También se fortalecerán las comunicaciones y consultas.

El mandatario asiático fue declarado Huésped Ilustre por parte de la Alcaldía de Quito.

Yudhono cumple una visita oficial desde el viernes en el país andino como parte de su gira latinoamericana que incluyó a México y Brasil.