Los rivales por la postulación de Texas al Senado estadounidense debatirán el viernes sus condiciones y podrían encausar los últimos 40 días de campaña.

El favorito del Tea Party y ex delegado del pueblo Ted Cruz es un gran orador. El vicegobernador David Dewhurst es el favorito de la línea general republicana.

El debate de Dallas será el primero de dos antes de la votación del 31 de julio. Podría haber más si ambas partes concuerdan.

Dewhurst ganó la primaria del mes pasado por 10 puntos pero sin mayoría absoluta en una liza de nueve candidatos. Su enfrentamiento con Cruz refleja otras campañas en el resto del país que enfocan a un veterano republicano con un adversario poco conocido, y ambas partes sostienen que son valederas de doctrinas conservadoras.