La organización estadounidense Drug Policy Alliance (DPA) aplaudió hoy la iniciativa del Gobierno de Uruguay para legalizar la marihuana, un paso que calificó de "inteligente", pero alertó de que la creación de un monopolio gubernamental, como propone Montevideo, no suele funcionar.

La propuesta del presidente de Uruguay, José Mujica, representa "un paso hacia adelante muy inteligente", dijo en un comunicado el director ejecutivo de la organización, Ethan Nadelmann, quien, sin embargo, consideró que la idea de que el Estado asuma el control de la producción y la distribución de la marihuana no es la mejor.

Uruguay está en estos momentos, según el responsable de la DPA, "en el buen camino" después de anunciar su intención de legalizar la marihuana, "pero el problema está en los detalles: un monopolio del Gobierno no suele ser la mejor forma de regulación".

Nadelmann aseguró que la asociación está "interesada" en ver cómo avanza la iniciativa uruguaya, pero recomendó al país suramericano "estudiar detenidamente modelos existentes" en otros países, como "los cafés de cannabis en Holanda, los clubes sociales en España o los dispensarios médicos de marihuana en Estados Unidos".

El Gobierno uruguayo anunció el miércoles su intención de que el Estado asuma el control de la producción y la distribución de la marihuana, con el argumento de que el consumidor de marihuana acaba cayendo en la pasta base de cocaína al tener que acudir al mismo lugar a comprarla en el mercado clandestino.

El responsable de la DPA destacó, en cualquier caso, que el mandatario uruguayo ha seguido el camino de otros líderes latinoamericanos que piden una reforma de la regulación de las drogas y lo ha llevado "un paso más allá al sugerir una alternativa política concreta".

"Los instintos y principios del presidente Mujica son admirables", añadió Nadelmann, que reconoció que la propuesta uruguaya es una "verdadera demostración de lo lejos que ha llegado el movimiento en favor de la reforma reguladora, ya que el debate ha pasado de sí se legaliza (la droga) a cómo se legaliza".

La DPA es la principal organización estadounidense que promueve alternativas a la regulación actual sobre el consumo de drogas, "basadas en la ciencia, la compasión, la salud y los derechos humanos", según detalla la entidad en su página web.