El gobierno de Barack Obama rechazó un pedido del diario The New York Times y la Unión Estadounidense de Libertades Civiles (ACLU) de información sobre su programa para matar a presuntos terroristas en l exterior, diciendo que dar a conocer los documentos solicitados perjudicaría la seguridad nacional.

Bajo la Ley de Libertad de Información, el Times y la ACLU solicitaron documentos sobre las justificaciones legales para el programa, presuntamente establecido por el gobierno para matar a militantes de al-Qaida y otros grupos terroristas, incluyendo ciudadanos estadounidenses.

En un documento presentado el miércoles a un tribunal en Nueva York en respuesta a una demanda de la ACLU, el Departamento de Justicia dijo que "incluso describir las cifras y detalles de la mayoría de esos documentos revelaría información que pudiera dañar los esfuerzos antiterroristas del gobierno".

El departamento dijo que la información solicitada es "extremamente secreta", aunque detalles de esas operaciones han sido revelados a la prensa.

"Por ejemplo, si el gobierno estadounidense condujo o no las operaciones que llevaron a las muertes de Anwar al-Awlaki y los otros individuos nombrados en el pedido sigue siendo secreto", escribió el departamento. "Al-Awlaki, un líder de al-Qaida nacido en Estados Unidos, murió en un ataque de un avión estadounidense no tripulado en Yemen en septiembre.

"Igualmente, la autoridad o no de la CIA para estar directamente involucrada en esas operaciones letales sigue siendo un secreto", agrega.

En respuesta al documento del gobierno, el vicedirector de asuntos legales de la ACLU., Jameel Jaffer, dijo el jueves: "La noción de que el programa de la CIA es aún un secreto es más que absurda. Altos funcionarios lo han discutido, tanto oficialmente como extraoficialmente".