El candidato presidencial opositor venezolano Henrique Capriles criticó hoy al Gobierno de Hugo Chávez por la próxima puesta en órbita del segundo satélite venezolano, el primero de observación terrestre, y por un proyecto de fabricación de aviones no tripulados por parte de la industria militar.

"¿Será que desde el espacio este Gobierno va a solucionar los problemas del país?. Tenemos hoy dos planteamientos: uno que quiere gobernar desde el espacio y otro que quiere gobernar aquí, en las calles de Venezuela", dijo en declaraciones a periodistas.

Chávez ha confirmado que poco antes de las elecciones del próximo 7 de octubre, en los que enfrentará a Capriles y a otros candidatos en su empeño por mantenerse hasta 2019 en el cargo que ocupa desde 1999, se lanzará un segundo satélite construido en China a instancias de su Gobierno.

También ha informado de que su país desarrolla una fábrica de pólvora y otra de aviones no tripulados, con el objetivo de defender la independencia nacional y de convertir a Venezuela en un "país potencia".

"Claro que estamos montando una fabrica de pólvora, ¿Y qué tiene que ver con eso? Y una fábrica de aviones no tripulados, claro que los estamos haciendo y tenemos derecho", indicó la pasada semana el presidente venezolano, al subrayar que Venezuela es "libre e independiente".

Capriles afirmó hoy que el presidente venezolano ha hecho tales anuncios "como si fuera un gran logro de nuestro país (...) Quiere gobernar desde el espacio y también dice que quiere salvar al planeta y salvar la especie humana", indicó.

"Yo le planteó a los venezolanos solucionar sus problemas", replicó el candidato único de la alianza opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD).

Chávez aventaja a Capriles en las encuestas con vistas a las elecciones de octubre con un margen de entre 5 y 30 puntos, dependiendo del sondeo.

El satélite de observación terrestre "Miranda", que, como el que ya tiene en órbita, el "Simón Bolívar", es fabricado en China con un presupuesto de 140 millones de dólares y según el Gobierno venezolano es una pieza "absolutamente imprescindible" para el proceso socialista que lidera Chávez.

El "Miranda" permitirá vigilar el territorio venezolano las 24 horas del día y ayudará a tener un cartografía actualizada de la región cada 40 días.