El alemán Philipp Kohlschreiber eliminó hoy al español Rafael Nadal del torneo sobre hierba de Halle (Alemania), al imponerse por 6-3 y 6-4 en una hora y veinticinco minutos.

Hasta ahora Nadal y Kohlschreiber se habían enfrentado, ya fuera en tierra o cemento, en nueve ocasiones, en las que siempre había vencido el español. Ahora en el primer enfrentamiento en hierba se impuso el alemán, que defiende título en Halle.

Con un juego basado en un saque consistente y en evitar al máximo los peloteos desde el fondo de la pista, Kohlschreiber acabó con su "bestia negra" en el circuito y presenta sus opciones a la victoria final.

Desde el inicio del partido el tenista alemán fue claro dominador, al ponerse con un 3-0 tras romper en el segundo juego el servicio del español.

Este fulgurante comienzo de Kohlschreiber tenía unos números claros: de los veinte primeros puntos jugados, el alemán ganó quince y Nadal, cinco.

Aunque el tenista balear fue mejorando en su juego con el transcurso del encuentro, en ningún momento se vio con opciones para recuperar el saque perdido, mientras que Kohlschreiber tuvo un total de cinco pelotas para romper el servicio de Nadal aunque sólo acertó una.

Tras treinta y seis minutos de juego, el alemán se llevó el set por 6-3 con la sensación de poder acabar con su racha negativa en los enfrentamientos entre ambos.

De hecho el segundo parcial se inició con un Kohlschreiber que seguía con su alto nivel de juego, intentando que Nadal no tuviera ritmo, evitando los peloteos largos y subiendo a la mínima opción a la red.

No obstante, Rafa Nadal dio un paso más en su juego y ahora ya no se le veía inferior al alemán aunque le seguía faltando resolución en su tenis.

Así, el español, dispuso de un 0-40 con 2-1 a su favor, que no pudo cerrar, mientras que el alemán si que aprovechó su ocasión y con 3-3 y volvió a romper el servicio de Nadal.

A Kohlschreiber no le pudo la presión y mantuvo la misma eficacia con su saque, suficiente para sacar rendimiento al 'break' obtenido y firmar un 6-4 definitivo.

La derrota de Nadal entra dentro de la lógica de los últimos años en la carrera del tenista balear ya que en las últimas cinco temporadas en que disputó un torneo en hierba como antesala de Wimbledon, en 2009 no jugó por lesión, siempre fue eliminado en cuartos de final, como hoy, salvo en 2008, en el que se impuso en Queens.

Al español todavía le queda por jugar esta tarde su partido de dobles, con su compatriota Marcel Granollers, ante los alemanes Michael Kohlmann y Florian Mayer.