El médico de Aung San Suu Kyi dijo el viernes que le preocupa que la gira de la ganadora del Premio Nobel de la Paz por Europa podría hacer mella en su salud, después de que se enfermó durante una conferencia de prensa en Suiza en el segundo día de su viaje de dos semanas.

La líder de la oposición de 66 años de edad, conocida por su elegancia y larga lucha a favor de la democracia en Mianmar, se enferma con facilidad cuando viaja, dijo Pyone Moe Ei, uno de los dos médicos personales de Suu Kyi.

Suu Kyi tuvo episodios similares de debilidad y vómito durante su campaña a lo largo y ancho del país por un escaño en el parlamento a principios de este año, lo que los médicos atribuyen a agotamiento y mareo.

"Estoy muy preocupado por su salud", dijo Pyone a The Associated Press en Rangún. "Teniendo en cuenta su edad, la cantidad de viajes que está haciendo, la diferencia horaria, la falta de descanso y su agenda extremadamente apretada es muy preocupante".

Suu Kyi llegó la noche del miércoles a Suiza, en su primer viaje a Europa en 24 años. Su visita de alto perfil también incluye paradas en Noruega, Irlanda, Inglaterra y Francia.

La apretada agenda del jueves incluyó discursos, recepciones y conferencias de prensa primero en Ginebra y luego en Berna, la capital suiza, donde Suu Kyi se vio pálida y dijo a los periodistas que se sentía agotada. En un momento dado se llevó un dedo a los labios y se acercó a un ayudante que corrió a su lado con una bolsa. Luego se agachó y vomitó antes de ser escoltada fuera de la habitación.

Suu Kyi canceló una cena en Berna, pero retomó su agenda el viernes con una visita al parlamento suizo. Un punto culminante de su viaje se producirá el sábado, cuando estará en Noruega para aceptar formalmente su Premio Nobel de la Paz con 21 años de retraso.

El médico de Suu Kyi dijo que ella no tiene problemas serios de salud pero pesa apenas 48 kilogramos (106 libras), tiene presión arterial baja y se marea con facilidad.

El viaje es considerado una muestra de agradecimiento a los gobiernos y organizaciones que apoyaron la lucha pacífica de Suu Kyi contra los generales de Mianmar durante más de dos décadas, durante las cuales estuvo 15 años bajo arresto domiciliario.

___

La redactora de The Associated Press Jocelyn Gecker en Bangkok contribuyó con este despacho.