El medio creativo italiano Andrea Pirlo, galardonado con el premio del mejor del partido Italia-Croacia, se felicitó por el gol anotado, pero se sintió frustrado por el resultado final de empate (1-1).

"Hay que seguir. No es muy importante que haya sido el hombre del partido. Lo que interesa es alcanzar los cuartos de final", declaró el jugador de la Juventus.

El centrocampista, de 32 años, reconoció que tuvieron que "sufrir un poco" contra los croatas y recordó la importancia del partido ante Irlanda, el lunes.

"Es un encuentro en el que tenemos la obligación de ganar", sentenció.