Tiger Woods volvió a la carga en el Abierto de Estados Unidos.

Woods hizo birdies consecutivos para quedar en dos bajo par después de 14 hoyos el jueves, a un disparo del líder Michael Thompson en la primera ronda. Jason Bohn y David Toms también estaban en dos bajo par.

La neblina matutina que cubrió el campo por la mañana había desaparecido cuando el grupo de Woods, Phil Mickelson y Bubba Watson empezaron la segunda parte de su ronda.

Mickelson estaba en cuatro sobre par y Watson, campeón del Masters, en siete sobre par, por lo que Woods fue el único que brilló en este trío de lujo.