Estudiantes universitarios y secundarios convocaron el miércoles a una nueva protesta contra el gobierno a fines de mes cansados de que las autoridades los ignoren, según anunciaron.

"Nos cansamos de esperar respuestas de un gobierno que está permanentemente ignorando a los estudiantes", dijo en rueda de prensa junto a otros dirigentes estudiantiles el presidente de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile, Gabriel Boric.

El dirigente de la principal organización estudiantil señaló que además de la protesta callejera a la que se convocó por el centro capitalino habrá una huelga el 28 de junio.

El principal reclamo de los estudiantes es el fin del lucro en los establecimientos que reciben financiamiento estatal, algo a lo que el gobierno se niega porque considera que es una medida regresiva.

Boric manifestó que con la reanudación de las protestas "se dará inicio al segundo tiempo del movimiento estudiantil".

Por su parte, el presidente de los estudiantes de la Universidad Católica, Noam Titelman, dijo que las organizaciones estudiantiles no están por el término de las universidades privadas, como arguyen algunos de sus detractores oficialistas, sino de "la salvación, el rescate de las universidades privadas, porque sabemos que quien las está destruyendo es el lucro".

El año pasado universitarios y secundarios, que a su vez demandan el fin de la dependencia de las municipalidades, realizaron más de una decena de multitudinarias protestas, las mayores desde el restablecimiento de la democracia en 1990.

Las protestas obligaron al gobierno a cambiar a dos ministros de Educación y llevaron la popularidad del presidente Sebastián Piñera a su más bajo nivel, al tiempo que las encuestas le entregaban un amplio apoyo ciudadano a las demandas estudiantiles.

Este año los estudiantes han realizado dos protestas, que como en otras ocasiones en 2011 concluyeron con desmanes de pequeños grupos de encapuchados.